miércoles, marzo 05, 2014

maripuri tijeritas

Maripuri tijeritas surge por accidente, surge discreto, poco a poco, el teatro va dejando paso a la aguja y ahí me he quedado. Este verano cumplirá cuatro años de andadura, de descubrimiento, de probar, equivocarme, rectificar y seguir creando y aprendiendo.

Garbiñe parte de la necesidad, de su propia necesidad y de ser lo más coherente con su manera de entender un consumo responsable pero divertido y diferente. Propone mimos sostenibles: alternativas a lo desechable, pañales de tela, discos de lactancia y compresas de tela, y al algodón convencional: ropa íntima en algodón orgánico, para hombre, mujer y niñ@s, divertida y muy comprometida.

A Garbiñe le gustan y valora los procesos artesanales, las  manos conocedoras de su oficio, el buen saber y hacer transmitido de generación en generación, los procesos sabidos y vividos. Me gustan los procesos del principio al fin, sin saltarse fases, viviendo cada pasito, viendo crecer el resultado final. Por eso los procesos en Maripuri tijeritas son largos. Se conocen los tejidos, su origen, su procedencia, el olor al abrir un rollo de algodón orgánico es intenso, placentero. El taller se llena de ese aroma a heno. Se vive cada puntada, cada despeine, cortado, montado, hasta que el resultado llega. Cuidando acabados, sin perder el saber de lo artesanal.





Garbiñe valora la calidad de los materiales y su procedencia y sobre todo su sostenibilidad: algodón orgánico, certificaciones exigentes, (GOTS, IVN…), tanto para fibras como para procesos; respeto al medio ambiente y condiciones laborales justas en todos los procesos; producción y diseño local,  en Donostia. Para ello he desarrollado un arduo proceso de investigación y búsqueda de proveedores que me dieran cercanía, calidad y confianza, así como variedad de estampados y colorido.
Empezó ella sola diseñando, investigando, cosiendo, manteniendo la web y redes sociales. Pero llega un momento que  necesitas "oficio". Es cuando empieza a asistir a cursos de patronaje, de confección industrial, de materiales, Pienso que es importante saber con qué estás trabajando, qué posibilidades tiene, qué inconvenientes, ir descartando, probando y encontrar el material adecuado y que se amolde a las necesidades de cada prenda. Evidentemente a esto le tenemos que sumar que si eres selectiva y sólo quieres materiales sostenibles la búsqueda se complica y se reduce el campo de acción, pero tiene su parte de reto interesante.




Garbiñe empezó a no llegar a todo, así que buscó a  mujeres que conocieran el oficio del coser, y coser bien. Y las encontró. Me ayudan en el corte y confección de alguna parte del proceso, así yo puedo sacar huequitos para diseñar e investigar y de paso promociono el empleo local y las pequeñas cooperativas de mujeres "cosedoras".

Respecto a la web y redes sociales, la que sigue estando detrás es Garbiñe. Realmente es un trabajo extenuaste, requieren mucho tiempo y no les dedico todo lo que me gustaría. 



Sus productos se quedan en lo más íntimo, pues es en lo más íntimo donde necesitamos lo más exquisito, lo más suave, agradable, cómodo, con estilo y divertido, por eso junto a la piel necesitamos tejidos naturales, que nos dejen respirar, movernos a gusto, cómodamente, que sean como una "segunda piel", un tejido vivo que se amolde perfectamente a nuestro día a día, y evidentemente, si puede ser divertido y con estilo, pues mejor que mejor. Garbiñe va probando materiales que cumplan estos requisitos. De momento trabaja con algodón orgánico, lana merino y cáñamo. Cada uno tiene sus particularidades y su cualidades, pero quiero seguir buscando y probando con otro tipo de fibras. 



Al principio sólo confeccionaba pañales y compresas, pero le fue picando el gusanillo de la ropa íntima y no sólo quedarse en el mundo infantil, la mujer y el hombre también me interesan, son otros volúmenes, tenía ganas de salir un poco del mundo de la "maternidad", de la crianza, y meterme más en el diseño interior. Ahora se marcha a París a una feria de moda infantil, a curiosear y dejarme impregnar. Creo que es importante "alimentarse", tanto de las tendencias actuales como de lo que te rodea, de pequeños detalles que son los importantes y son los que marcan tu estilo y creaciones.



En cuanto al futuro, Garbiñe prefiere no aventurarse. Voy avanzando pasito a pasito, me voy marcando pequeñas metas, así si no llego no me agobio. Quiere crear una colección de braguita-camiseta para mujer y niña y otra para los hombres-hombrecitos. También le encanta el mundo de la estampación. Seguir colaborando y participando de redes bien interesantes que se están gestando en torno a otro tipo de consumo, a alternativas al consumo bestial que hemos conocido.

Sus productos los encontramos en su web y en varias tiendas y agentes del estado. También suele acudir a varias ferias nacionales (biocultura y bioterra).




En cuanto a su pieza favorita se queda con la braguita "je t'attends", estampada por Carmen Almécija, es una pieza que une mi pasado teatral con el presente costuril.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

No seas anónimo. Identifícate siempre. Queremos saber quién eres. Los comentarios anónimos podrán ser borrados. Muchas gracias.